Junio 10, 2016

Finaliza presentación del proyecto la puente – arroyo bruno en foro de Corpoguajira

Con el propósito de sostener un diálogo abierto con sus grupos de interés, representantes de Cerrejón participaron en el Foro “Socialización técnica y jurídica del Proyecto La Puente – Arroyo Bruno”, convocado por Corpoguajira, en donde presentaron elementos clave para exponer la importancia del proyecto para la empresa y la región, la viabilidad técnica, social y ambiental de estas obras, y su compromiso de llevar a cabo una minería bien hecha, previniendo, mitigando y compensando sus impactos.

Juan Pablo Lozano, superintendente de Gestión Ambiental y Roberto Junguito, presidente de Cerrejón, presentaron detalles de este proyecto, que ha sido elaborado bajo los más altos estándares y con la mayor rigurosidad durante 18 años de estudios y diseños.

Así mismo, resaltaron que el proyecto ha cumplido con todos los requisitos legales de licencias y permisos, ha surtido el proceso de consulta previa con la comunidad de Campo Herrera, certificada por el Ministerio del Interior, y ha contado con la asesoría de reconocidas empresas nacionales e internacionales expertas en esta materia como Alluvium e Ingetec.

En el Foro participaron Luis Gilberto Murillo, Ministro de Ambiente y Desarrollo Sostenible, Luis Medina Toro, director de Corpoguajira, Sandra Milena Betancur y David Florez de la Autoridad Nacional de Licencias Ambientales (ANLA), Antenor Durán, representante a la Cámara, miembros del Gobierno nacional, departamental y local, la sociedad civil y comunidades, así como medios de comunicación. Durante el evento los participantes pudieron exponer sus posiciones y recibir respuestas a sus inquietudes.

Roberto Junguito, presidente de Cerrejón, señaló que la importancia de mantener los niveles de producción de la mina es seguir generando desarrollo en la región e instalando capacidades en los próximos líderes de La Guajira, quienes llevarán a cabo las actividades económicas que requerirá el departamento cuando la minería no haga parte de su actividad económica.

Cerrejón reitera su compromiso de mantener un diálogo informado y respetuoso sobre el proyecto con todas las partes interesadas para resolver sus inquietudes y recuerda que en su portal web se encuentra disponible la información detallada de las obras: Proyecto La Puente

Acerca del proyecto

El proyecto tiene por objetivo mantener los actuales niveles de producción de la mina. Las obras en el Tajo La Puente, en predios de la compañía, consisten en mover 700 metros al norte un tramo de 3,6 kilómetros en la cuenca baja del Arroyo Bruno (en los últimos 5 km de los más de 23 km que tiene de longitud) para protegerlo de la operación minera. Estas obras se proponen luego de rigurosos estudios, desarrollados por expertos nacionales e internacionales, que concluyeron su viabilidad técnica, social y ambiental.

La intervención del Arroyo Bruno no significa la desaparición de este cuerpo de agua sino la modificación de una parte de su cauce llegando a su desembocadura. El proyecto se realiza bajo los más altos estándares y la normatividad ambiental y social vigente, con la cual se protege el Arroyo, su caudal, flora y fauna. Además, las condiciones del nuevo trazado del Arroyo emularán las características físicas y bióticas de la ubicación original, con el fin de favorecer la cadena alimenticia, la recuperación de hábitats y el aprovechamiento sostenible del agua.

El proyecto cumplió con todas las instancias legales que exige la Ley colombiana, las cuales contemplaron 18 años de estudios, evaluaciones, aprobaciones y el desarrollo de un proceso de consulta previa con la comunidad de Campo Herrera; todo esto con el control de entidades del orden nacional y regional: el Ministerio del Medio Ambiente, el Ministerio del Interior, la Autoridad Nacional de Licencias Ambientales (ANLA) y Corpoguajira.

El abastecimiento de agua por parte de las comunidades en la cuenca media y alta no se verá afectado, así como tampoco el desarrollo de proyectos futuros por municipios como Albania.

En los últimos años se ha adelantado un proceso de socialización de manera abierta y transparente con diferentes grupos de interés, por medio del cual más de 13.000 personas, entre comunidades, autoridades locales y nacionales, ONG, periodistas y líderes de opinión, empleados y contratistas han visitado y conocido el proyecto.